8.10.07

vuelo


la ventana y el cielo de la habitación
colaboran con un Mondrian
boca arriba
los ojos en el norte
los líquidos del cuerpo en el sur
quizás sea sólo asunto de arrancar el auto
y viajar lejos
detenerse por café en un café de paso
llenar el estanque y seguir viajando
huyendo
rastreando
como si en alguna parte se pudiera encontrar
esa parte que perdiste en alguna parte

la ventana y el cielo de la habitación
poco a poco se mezclan
y nos dejan (los ojos en el norte
el metabolismo en el sur)
solos



(collage - frank h.)

4 comentarios:

bahia dijo...

Ágil, vertiginoso el texto: me asoma al precipicio. Los ojos en el fondo, el cuerpo sobre...

Me gustó mucho, tanto como el collage. ¡Besos apedazados y pegados!

Pilar dijo...

Es un sueño eso de ir de café en café, sin apuros, viajando ah?...sueño compartido.

e. dijo...

sueño compartido o incapacidad de estar quietos? lo leo como necesidad de ser nómada, de no permanecer quieto... si nos detuviéramos, ¿quién sabe de qué nos daríamos cuenta?

Besos, e.

Frank dijo...

gracias querida Bai - sticky smooches, also!

a muchos nos tira el camino, Pilar, la irresponsabilidad, dirán muchos - pero qué se le va a hacer...

¿será cierto lo del wandering jew, e.?
quizás sólo soñadores...

muchas gracias, amigas, por darse esos momentos para leer estas cosas. sus comentarios son el O-dos de este blog.

abrazos!