23.10.05

regreso


llegaron a media tarde. el calor no amainaba y afuera no había sombras de tanta luz. el departamento los esperaba, oscuro y fresco- un paraíso silencioso en el patio trasero del sol. dejaron las maletas en el living y corrieron al baño.

él se desvistió primero y se metió bajo el chorro de agua fría. dejaron la ropa sudada amontonada en un rincón. ella se le unió y gozaron largo rato de esa catarata impagable sobre sus hombros vagabundos.

salieron frescos y limpios. él se fue a la cocina con la toalla en la cintura, ella al dormitorio y se puso una playera y shorts. se quedaron con el pelo mojado, para sentir esas gotitas solitarias que bajan repentinamente por el cuello y la espalda.

estaban negros de sol. mientras se bañaban, ella le dijo que parecía una cebra - morena, blanca, morena, blanca, morena. él le dijo que le interesaban las partes blancas.

mientras él armaba la juguera y sacaba fruta del refrigerador, ella buscó el regalo en la maleta pequeña. cuando lo encontró, abrió la puerta, cruzó el pasillo y tocó el timbre del departamento de enfrente.

llevaba dos platos tallados a mano que mostraban los valles de Saloniki. sonrió al pensar en los ojos de la anciana al recibir esos trozos de su tierra. le abrieron la puerta. sin embargo, no era la abuela de sonrisa abierta.

volvió y se sentó en la cocina. él le sirvió un enorme vaso de jugo de melón y piña con mucho hielo, le dijo que lo probara pues "ese jugo está eyaculativo" ... ella reía con sus locuras, pero esta vez bebió un poco y permaneció silenciosa.

hubiera querido estar allí para despedirse de la mujer, tomarle la mano delicada y decirle que se reencontrarían en alguna parte en el futuro, quién sabe dónde. las manos de la anciana hubieran estado frías, pero sus pupilas hubieran tenido mares quietos y siluetas de nubes.

él no entendió el "ahora no!" de ella, ni por qué se fue al dormitorio. cuando bailaba gracioso y comenzaba a abrirse la toalla ella siempre le seguía el juego.
se sentó, tomó un largo trago de jugo - "mujeres...", pensó.

(dibujo - Frank)

18 comentarios:

unsologato dijo...

Ronroneo previo: más tarde paso, lo leo y te dejo el comentario que corresponda...

abrazo felino!!!

unsologato dijo...

Parece que se me fue un comentario... Lo encantador del relato está en esa diferencia dentre machos y hembras... y cómo el mundo termina siendo de ambos en la poesía...

Me gustó, aunque me costó un poco... torpeza mía seguramente...

abrazo gatunoceánico!!!

Pilar dijo...

Retiro eso de que si no pasas más por mi casa no venía para acá... tu blog es de mis favotiros y no creas que son muchos, sólo este y el mío...(es broma, el de unsologato también me gusta...)
Me enamore de esto: "Los dos se quedaron con el pelo mojado, para sentir esas gotitas solitarias que bajan repentinamente por el cuello y la espalda media hora después..."
Excelente relato con triste final Dock. Gracias y hasta pronto duende-artísta!

frank dijo...

Gracias amigos!
Gato , es lunes, no te esfuerces!
Pilar, la mujer que me recarga las baterías de cuentos, leyendas e historias para contar en la noche! Absoluto falto de ideas, cansado ... me voy a Estrellitas Mías y quedo repleto de Lunas, Unicornios, Hadas ... en fin. Gracias Pilar!

Y saludos atrasados a Esperanza! precioso nombre - aquí se usa bastante, in english por supuesto - Hope, muy lindo! te dejaré huellas de mis visitas a tu blog, para que me creas que voy y te leo...

Abrazos amigos!

bai dijo...

holaaaaaaaaaa, volvía de vacaciones y me fui a dar un baño para quitarme los restos de sudor, sal y arena. He encendido la radio y sonaba una antigua cancion de Sam Cook y no te he oído entrar. Has llegado con una copa de perfecto zumo de melocotón, fresas y cerezas. Después me has venido a saludar bajo las burbujas del agua jabonosa ;-)

Es un placer leerte, Dock.

Nina dijo...

Un gusto leerte amigo espero que estes bien un abrazo!!!

Magda de los devastados dijo...

Yo también me quedé silenciosa. Besos calladitos.

Chirimoya_Alegre dijo...

Dockísimo:
perdone lo desubicada pero es que ando perdida: ¿Dónde quedo el link de las zombitas? No lo encuentro ni en este blog ni en líneas y manchas...
Se lo llevó el Huracán?

frank dijo...

Puchas mi querida Chiri, parece no más que se lo llevó la Wilma, pero volverá ... más grande y chuchoquero!

Mientras tanto, agregué a las zombitas a esta Minimalia, lugar de santos, santas y pecadores muchos. Bienvenida!

Y qué te pareció el cuentito?

zzzz dijo...

el patio trasero del sol... donde la luna se platea de otros colores? bueno que una historia tenga sentido por la poesía que se la atraviesa a uno desde el inconsciente... saludos

bai dijo...

hola Dock, acabo de volver de mis vacacioneeeeeeeeeeeeeesssssss! Con cierto entusiasmo y con ganas de tomarme un whiskyto contigo y me encuentro el bar cerrado, snif. ¿Me preparas una caipirinha de esas que tú sabes que me gustan? Besitos renovados (los antiguos se me han gastado) ;-))

Cpunto dijo...

una cebra en medio de la cama invitándote a ser franja en su camuflaje, otro día, más tarde tal vez, las cebras también se conmueven,

C.

Ángel mutante dijo...

Me gustó tanto que te dejo una plumita que previamente se ha humedecido en mi angelical vagina...
y gracias por tu comentario mi ángel exégeta... y no te pierdas lo que acabo de colgar, creo que es menos mierda que el anterior...

besitos irredimibles

chaoooo.

Carly dijo...

sabes? me gustó mucho la historia a pesar del triste final...

Igual refleja tantas cosas que pasan que me dió hasta un poco de penita...pero de la buena.

Roberto Iza Valdes dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Roberto Iza Valdes dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Roberto Iza Valdes dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Roberto Iza Valdes dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.